Seamos sinceros, las cucarachas no son la plaga más bella que existe ni la que mejor prensa tiene. El hecho de que coman tanto heces como cadáveres de otras cucarachas no ayuda mucho a que su imagen pública sea...