Salud en la oficina: ¿es un lugar seguro? | Desinfestados

Salud en la oficina: ¿es un lugar seguro?

    

salud en la oficina | Ubutuak ¿Cómo afecta la oficina a tu salud? Dejando de lado el salario, que para algunos puede ser motivo de más de un dolor de cabeza… ¿Es la oficina un lugar seguro? La pregunta puede parecer retórica, incluso obvia para muchos. Sí. Aunque si nos paramos a pensarlo y reflexionar sobre ello, seguro comienzan a aparecer aspectos que pueden llegar a incidir negativamente sobre nuestro bienestar, nuestra salud y, en definitiva, sobre nuestra calidad de vida. No es una exageración, si tenemos en cuenta que la mayor parte del día en la que no estamos dormidos la pasamos inmersos en el entorno laboral.

Estar sentados delante de un ordenador puede ser un trabajo de riesgo si el entorno no se cuida. No sólo quienes trabajan al aire libre, en las alturas o transportando mercancías o personas están expuestos a accidentes laborales. Al fin y al cabo, un accidente es fortuito y puede pasar en cualquier momento y lugar. Pero en Rentokil Initial no nos ocupamos de esto, sino de cómo puede mejorarse la calidad de vida laboral de los trabajadores con prevención. Eso sí, una prevención basada en procedimientos y servicios básicos y sencillos.

En los meses de invierno, por ejemplo, la gripe se convierte en el mayor lastre para las empresas. Según las estimaciones de Prevención Fremap este hecho se traduce entre un 10 y un 17 por ciento de bajas laborales en España, la pérdida de 60 millones de trabajo y, lo que es lo mismo, 1.250 millones de euros de coste al año. Un virus que se contagia a través del aire por unas gotitas casi invisibles que producimos al estornudar, hablar o toser. Tales gotitas pueden caer en cualquier sitio, desde nuestras manos al utilizarlas para taparnos la boca ante el inminente estornudo o el teclado del ordenador. Tanto en un caso como en otro, hablamos de partes del cuerpo e instrumentos que pueden ser tocadas por más personas. Voilá! El contagio se produce sin más.

Por esto, al igual que con otros virus o bacterias responsables de infecciones estomacales, es fundamental lavarse las manos correctamente, para despegarnos de los gérmenes. Para ello, los baños de las oficinas y lugares de trabajo deben estar bien equipados, sin falta de papel, jabón o secador de manos. Sencillo. ¿O no? Un poco de mantenimiento por parte de la empresa y voluntad de las personas para vencer a la pereza y lavarnos las manos, más y mejor.

No obstante, hay otro tipo de dolencias o patologías laborales que no tienen que ver con virus o gérmenes. El estrés o la ansiedad, generado por motivos varios, puede acarrear la ausencia en el trabajo del empleo. El exceso de trabajo o la falta de motivación o reconocimiento pueden desencadenar estas patologías que desde Rentokil Initial sabemos cómo mejorarlas o aminorar sus efectos. Las plantas son nuestra propuesta para ello. Está demostrado que ayudan a reducir el estrés de los trabajadores y, por tanto, a mejorar su rendimiento.

Lavarse las manos, bien, y decoración interior con plantas. Ésta es nuestra propuesta para hacer del entorno laboral un lugar más seguro para nuestra salud. Es fácil mejorar nuestra calidad de vida.

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *