Medio ambiente: 12 meses 12 causas | Desinfestados

Medio ambiente: 12 meses 12 causas

    

Causa de marzo: AHORRO ENERGÉTICO

En Rentokil Control de Plagas somos conscientes de que nuestra actividad tiene un impacto medioambiental, por eso desarrollamos una serie de políticas que nos ayudan a minimizar ese impacto. La mayoría de esas prácticas están recogidas en nuestra certificación por AENOR en  ISO 14000, y van desde minimizar el uso de biocidas y siempre utilizarlos a la concetración efectiva mas baja, hasta consejos para realizar una conducción de vehículos menos contaminante.

Tampoco podemos olvidarnos de todo nuestro personal que desarrolla su trabajo en nuestras oficinas a los que aleccionamos en el concepto de Ahorro Energético a travé de los consejos que publicamos a continuación. Y es que, haciendo uso de una frase reivindicativa de los verdes, a Rentokil Control de Plagas no le importa el Medio Ambiente, ¡nos importa el Ambiente Entero!

Por eso desde nuestro departamento de calidad este mes queremos apoyar el Plan de Acción de la Unión Europea sobre la Eficiencia Energética y ¡apostar por el ahorro energético!

El objetivo es reducir la energía que utilizamos aumentando la eficiencia de su uso (que los consumos de energía por unidad de producto producido o servicio prestado sean cada vez menores) y de esta forma disminuir la contaminación ambiental por emisiones de CO2 a la atmósfera…¡esto además también nos ayudará a conseguir un ahorro monetario en los costes de las facturas!

Es importante no desperdiciar energía, sólo con un pequeño gesto estamos contribuyendo a la reducción global de los gases de efecto invernadero.

Para que podáis apreciar de forma más clara lo importante que es la eficiencia energética, según el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE), un incremento de dos grados de la temperatura de la refrigeración en verano (no bajar de los 24 grados la climatización) permite un ahorro energético del 5% al 10%!!!

A continuación os damos unos pequeños consejos para que como usuarios de las instalaciones contribuyamos al ahorro:

1. Cuando no usemos durante un tiempo prolongado los aparatos eléctricos, por ejemplo fotocopiadoras, etc., tenemos que apagarlos y evitar que se queden en stand-by!

2. Usar preferiblemente calculadoras y elementos solares, con células fotoeléctricas.

3. En el caso de los ordenadores durante la jornada laboral, cuando no vayamos a utilizarlo o hagamos una pausa lo mejor es suspender la pantalla del PC, que es la responsable de la mayor parte del consumo energético. De esta forma se ahorra energía y se evita tener que reiniciar todo el equipo.

4. Cuando nos vayamos a casa después del trabajo hay que apagar los ordenadores antes de marcharnos!

5. Respecto a la climatización de nuestra zona de trabajo, podemos seguir las medidas que ha dado el IDAE y que consisten en no bajar la temperatura del aire de 26 º en verano ni ser superior a los 21º en invierno……..la temperatura perfecta para trabajar puede diferir mucho de unas personas a otras, es muy subjetiva, lo importante es llegar a un consenso entre todos los que compartimos una sala de trabajo respetando siempre los límites marcados por la legislación: en periodo invernal la temperatura debería mantenerse entre 17 y 24 ºC y en verano debería estar comprendida entre 23 y 27 ºC.

6. Procurar que no se dejen puertas y ventanas abiertas innecesariamente y que se pierda de esta forma la temperatura que tanta energía se ha gastado para conseguirla….¡tenemos que cerrar las puertas y ventanas!

7. Es importante valorar el uso que se le va a dar a una sala y las condiciones ambientales de esta (de orientación, hora del día, ocupación, etc.) antes de programar el termostato con una temperatura. Por ejemplo, cuando se llega por la mañana al trabajo se pueden abrir las ventanas para que entre fresco y no tener calor en vez de encender el aire acondicionado desde el primer momento!

8. Para las personas responsables de la compra de bombillas en nuestros centros de trabajo recomendamos que las adquieran de bajo consumo.

Esperamos que estos consejos también les sean de utilidad a nuestros lectores.

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *