Legionella frente a ratas | Desinfestados

Legionella frente a ratas

    

Legionella frente a ratasExisten muchos estudios, legislaciones, normativas, investigaciones, etc. sobre legionella  pero creo que aún queda mucho por saber de esta bacteria.

Me gustaría realizar una similitud entre este organismo y cualquier otro que tratamos a nivel de “plagas convencionales”, en las que vemos a los individuos y nos parecen más “inteligibles” y así, poder hacer llegar a todos aquéllos que no entienden o les cuesta entender esta bacteria, lo sencillo y a la vez lo complicado que puede llegar a ser su control.

La similitud la voy a realizar con un roedor que todos conocemos como es la rata.

Legionella, al igual que la rata, está clasificada taxonómicamente. En la actualidad, la familia Legionellaceae comprende un único género, Legionella (aunque se han realizado varias propuestas por la comunidad científica para dividir la familia en 3 géneros: Legionella, Fluoribacter y Tatlockia).

Al igual, las ratas pertenecen a una familia que es la Muridae, con más de 140 géneros, siendo Rattus uno de ellos.

Siguiendo con la clasificación, cada género se divide en especies, teniendo más de 50 especies de Legionella clasificados dentro del género Legionella (el estudio del medio ambiente ha permitido el descubrimiento de nuevas especies).

Dentro del género Rattus, aunque hay diferencias a la hora de cifrarlas, se podrían establecer 56 especies.

La especie que destaca dentro de Legionella es la L. pneumophila, primera especie descrita y que consta de 16 serogrupos, de los cuales, en Europa el serogrupo 1 es la responsable del 77% de infecciones seguidas de las infecciones causadas por el resto de serogrupos y, por último las que no son “pneumophilas”. Esto es importante entenderlo ya que las analíticas de los laboratorios nos ofrecen siempre resultados ante “presencia” de la Legionella Spp. (es decir, engloban todas esas más de 50 especies de Legionella aunque sabemos que patológicamente la más infectiva al ser humano es la L. pneumophila).

Al igual, de las especies de Rattus conocemos con más profundidad la R. rattus y la R. norvegicus, por ser las más usuales y cosmopolitas en los entornos urbanos. Estas especies, aunque son muy parecidas entre sí, tienen diferencias morfológicas y de comportamiento entre sí (igual que entre especies de legionella).

Como sabemos, hay que conocer bien la ecología de un organismo vivo si queremos conseguir nuestro objetivo que es el de controlarlo o prevenirlo. Al igual que sabemos que nos encontramos Rattus Spp., prácticamente en cualquier lugar del planeta, exceptuando los polos, también sabemos que Legionella Spp. nos la encontramos en hábitats acuáticos naturales, siendo su nicho ecológico  aguas superficiales de lagos, ríos, arroyos, estanques, fuentes termales y, por si no lo sabías, también se han descrito en aguas estancadas localizadas en zonas eruptivas de un volcán, en lagos de la Antártida, así como en suelos húmedos y lodos (aunque nunca en tierras secas), donde sobrevive en concentraciones bajas de forma simbiótica o parásita (algas, amebas, etc.), que le ayudan a soportar las variaciones ambientales.

Sigo con mi exposición…  Las dos especies de Rattus tienen como distribución original el área Indo-Asiática, siendo transportadas a Europa  y dispersándose en este continente de forma natural. Ambas especies invasoras casi siempre buscan las zonas con edificaciones humanas, donde saben que encontraran alimento.

Legionella pasa de los reservorios naturales de agua a colonizar diferentes instalaciones acuáticas artificiales como son los sistemas de abastecimiento y distribución de agua de las ciudades. Estos sistemas acuáticos artificiales tienen una gran importancia desde el punto de vista epidemiológico (al igual que las edificaciones humanas para Rattus), ya que estas instalaciones artificiales favorecen el estancamiento y acumulación de productos que sirven de nutrientes para los protozoos y las bacterias con los que viven en asociación, y que con una temperatura adecuada (como Rattus que prefiere climas cálidos) puede multiplicarse hasta alcanzar niveles infectantes para el hombre (Rattus llega a ser plaga en condiciones idóneas de hábitat cuando las poblaciones son elevadas, ya que son vectores de enfermedades). La presencia de biofilm en Legionella juega un papel importante en el anidamiento y constituye un foco de reinfección de las instalaciones.

Legionella es una bacteria termotolerante, capaz de multiplicarse entre los 20 y 45 ºC, con un crecimiento óptimo de 37 ºC, puede sobrevivir entre los 40 y 60 ºC, inactivándose por encima de los 70 ºC. El agua, por sí sola, no permite la proliferación de Legionella. Legionella pneumophila puede sobrevivir durante largo tiempo, pero no multiplicarse, en agua destilada y agua sanitaria estéril. Hay una relación nutricional entre Legionella y otros organismos que ayudan a su amplificación (proliferación en Rattus), ya que los nutrientes pueden ser suplementados por otras especies de bacterias o microorganismos. Los protozoos ayudan a la bacteria a protegerse de los efectos de los biocidas y de la desinfección térmica. Las amebas enquistadas se mantienen viables después de tratamientos con 100 mg/L de cloro durante 10 minutos así como después del tratamiento a 80 ºC, y se ha postulado que este puede ser el mecanismo por el que L. pneumophila es capaz de sobrevivir a condiciones ambientales adversas y sobrevivir en los aerosoles transmitidos por el aire.

Llegados a este punto planteo una cuestión tras una reflexión: Si la erradicación de ratas, una vez establecidas en un lugar, es extremadamente difícil ya que la eliminación de esta plaga es incluso más difícil cuando no son muchas, probablemente debido a que la competencia para conseguir comida no es tan intensa y, no obstante, conocemos métodos de control de estos roedores que pueden ser pasivos (estrategias dirigidas a evitar la entrada y proliferación de estos animales, fundamentalmente PREVENTIVAS) y activos (orientadas más al CONTROL/CORRECCIÓN de animales preexistentes y que pueden ser de tipo mecánico –trampas… – , físico – ultrasonidos…- , biológico – depredadores, esterilidad…-  y químico – repelentes, anticoagulantes…. ) y, siguiendo con mi analogía con Legionella… Quién podría decirme métodos preventivos y de control de la bacteria????

Si no, ya os lo digo yo en mi siguiente publicación!!! (aunque me encantaría que me echarais una mano!!!).

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *