La legionella no coge vacaciones | Desinfestados

La legionella no coge vacaciones

    

La legionella no se va de vacacionesEs verano, y los calores y el cansancio, que vamos acumulando desde las últimas vacaciones, nos invitan a descansar. Aunque no hagamos grandes viajes (por eso de la crisis) casi todos aprovechamos esta época para coger unas merecidas vacaciones. Todas y todos, menos nuestra amiga la Legionella.

En lo que llevamos de verano, hemos tenido noticias de varias incidencias relacionadas con la presencia de la bacteria Legionella. Para la desgracia de los titulares de las instalaciones implicadas, este tipo de episodios tienen una gran repercusión mediática, tanto en los medios escritos y audiovisuales, como en las redes sociales.

La alerta que tengo creada en Google me ha informado de las siguientes noticias reseñables:

  • 17 de julio: Suspenden un campamento infantil en Mazagón (Huelva) tras detectarse la bacteria en muestras de agua. La detección de la Legionella se efectuó en las pruebas de autocontrol rutinarios, por lo que la rápida actuación de los responsables evitó la generación de un brote de legionelosis.
  • 10 de agosto: Limpian las duchas de las calas de Llanes (Asturias) para evitar la legionella. No debería ser noticia, puesto que es una medida de obligado cumplimiento desde 2003, pero el titular de prensa nos hace pensar que no lo hacían.
  • 21 de agosto: Se confirma que, el brote de legionelosis registrado en Toledo, ha sido causado por el sistema de nebulización de la pescadería de un centro comercial.
  • 29 de agosto: El Hospital de Granollers (Barcelona) registra 14 casos de legionelosis en agosto. La Agencia de Salud Pública de Cataluña está investigando para encontrar el sistema causante del brote.
  • Y todavía el verano no ha llegado a su fin…

Cada año se registran en España una media de 45 brotes de legionelosis.

Las personas que nos dedicamos a la prevención de legionelosis somos conscientes de que, a pesar de que se cumplan todas las pautas que exige el Real Decreto 865/2003, no estamos exentos de sufrir un susto en algún momento. No obstante, lo que si está demostrado es que el no cumplimiento de la legislación preventiva incrementa la probabilidad de que nuestra instalación se convierta en foco de un brote.

Para prevenir este tipo de problemas se requiere de la colaboración de empresas profesionales especializadas, que le informarán de cuáles son las instalaciones con mayor probabilidad de proliferación y dispersión de legionella, además de los pasos que se deben seguir para cumplir la normativa vigente como el RD 865/2003 mencionado anteriormente, y qué se debe hacer en caso de sospechar que sus instalaciones puedan estar contaminadas de legionella.

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *