10 cosas sobre las plagas que no sabías | Desinfestados

10 cosas sobre las plagas que no sabías

    

Sé que a mucha gente (yo la primera) las plagas les provocan auténtico pánico, en cuanto ven algún insecto o roedor salen corriendo (yo misma anoche obligué a mi compañera de piso a matar a un insecto que había volando en mi cuarto con ambientador para el baño), y lo último en lo que piensan es en pararse a observarlas. Sin embargo, también os puedo decir que el mundo de los insectos es un mundo apasionante y curioso, y hay muchas cosas de las plagas que no sabemos, incluso nosotros mismos trabajando en una empresa de control de plagas, cada día aprendemos cosas nuevas, historias o anécdotas que ni nos habríamos imaginado.

Por eso, he seleccionado una lista de las diez cosas sobre las plagas que antes no sabía y que me han resultado más curiosas, todo ello sacado de una base de datos de curiosidades sobre las plagas que tenemos aquí en Rentokil, espero que os gusten.

  1. Sólo las hembras de mosquitos pican, y sólo lo hacen una vez en su vida. Pican porque necesitan la proteína de nuestra sangre para producir sus huevos.
  2. Existe la teoría de que por cada persona del mundo existen unos 500 kilos de termitas.
  3. Se cree que las chinches eran parásitos de los murciélagos en las cuevas. Cuando los primeros humanos empezaron a vivir en cuevas, las chinches nos incluyeron en su dieta.
  4. Las termitas pueden destrozar una casa entera en sólo dos o tres años.
  5. Las chinches pueden sobrevivir sin comida durante más de un año, por eso incluso los pisos que han estado vacíos durante algunos meses pueden albergar una plaga de chinches.
  6. Las termitas no diferencian entre la madera de los bosques y los objetos de madera de los hogares.
  7. Las hormigas tienen dos estómagos, uno para su propia comida y otro para transportar comida para las otras hormigas.
  8. El poder de procesamiento del cerebro de una hormiga es parecido al de un ordenador Macintosh II.
  9. La cucaracha germánica se llama “cucaracha rusa” en Alemania, “cucaracha polaca” en Rusia y “cucaracha germánica” en Polonia.
  10. La sangre de las cucarachas es blanca, ya que no contiene hemoglobina.

¿Qué os han parecido? ¿Ya las sabíais?

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *