Aves posadas en cables

Solicite una inspección gratuita en el 900 903 143  o por e-mail

Sistema electrostático

Las aves que entran en contacto con el sistema electrostático de Rentokil, reciben al instante un impulso eléctrico muy desagradable pero totalmente inocuo. Mediante este sistema se produce un shock (reacción nerviosa) que hace que el ave se aleje y que además evite esa zona en el futuro. Se excluye totalmente un efecto de acostumbramiento. Este sistema tiene como resultado un control de aves efectivo incluso para los lugares en los que se posan mayor número de ellas.

Para la instalación del sistema electrostático se tienden dos varillas paralelas de acero inoxidable a una distancia específica. El montaje posterior, p. ej. alrededor de esquinas de edificios, es posible mediante el doblado de las varillas con una herramienta especial. De esta forma el sistema se adapta de forma óptima a casi cualquier estructura de edificio y es casi invisible incluso para la fachada más complicada.

Beneficios del sistema electrostático

Este sistema proporciona una solución fiable, completa y duradera para ahuyentar a las aves de sus instalaciones.

  • Inocuo para las aves - el pulso que reciben es suficiente para mantenerlas alejadas.
  • Flexible - se adapta a cualquier superficie.
  • Prácticamente invisible - sólo 6mm de alto y está disponible en una variedad de colores para que coincida con la estructura.
  • De Larga duración - fabricado en PVC y acero inoxidable, este producto estará en servicio mucho más tiempo que sus cinco años de garantía.

Cómo funciona

El generador envía un inofensivo impulso por la varillas cada dos o tres segundos. Este pulso eléctrico sólo dura una fracción de segundo. Las aves no son dañadas, pero aprenden a evitar en el futuro la superficie protegida.

Llame a Rentokil al 900 903 143 o escríbanos un mensaje si desea más información sobre nuestro sistema electrostático anti palomas.


Pasos siguientes

Encuentre su delegación de Rentokil

Código postal